Loading...

Google+ Followers

miércoles, 9 de noviembre de 2011

La telenovela de las 8 y el caso Chehade (*)

La telenovela de las 8 y el caso Chehade


La telenovela de las 8 es toda una institución en el Brasil. Contra ella ni siquiera el fútbol se atreve a competir. La sintonía, siendo total, es excluyente pues los protagonistas de los culebrones desaparecen, literalmente, cualquier asomo de competencia. Los brasileños siguen con devoción, noche tras noche, a las equivalentes cariocas de nuestra peruanísima “al fondo hay sitio”.

El presidente Lula usó eficazmente a la telenovela de las 8. Utilizaba inclusive los diálogos de sus actores para “dar respuestas” a determinadas inquietudes de la ciudadanía. Algo similar, por ejemplo, a las “entrevistas” generosas que en el medio local daba el imitador del alcalde Luis Castañeda en Los chistosos de RPP. Esa herramienta le sirvió al presidente Lula para que los actos de corrupción de sus ministros pasaran desapercibidos. El poder de la telenovela era un poderoso distractor, tanto que fue uno de los elementos que ayudó a que sus ministros soportaran los embates cuestionadores durante mucho tiempo, hasta que se cambió de administración. Con el nuevo gobierno, de Dilma Rousseff, los ministros heredados de Lula empezaron a caer, uno tras uno, hasta llegar a siete.

En nuestro país, donde hay algunos que son grandes admiradores del estilo brasileño, también tenemos nuestra telenovela, claro que con algunos matices: la realidad supera a la ficción. Más allá de si renuncia o no el vicepresidente lo cierto es que la vigencia de un tema que debió de ser zanjado de inmediato, está sirviendo para que la opinión pública no se dé cuenta de temas realmente capitales.

Por ejemplo ¿Cuáles son las medidas efectivas que el actual gobierno está realizando en materia de lucha contra la corrupción? ¿Qué se está haciendo para investigar realmente a congresistas que enfrentan penas de hasta 20 años de cárcel por lavado de activos o tienen conflictos de intereses? ¿Qué decisión se ha tomado para fiscalizar al ministro-empresario de agricultura? ¿Quién exige cuentas al ministro de justicia sobre el comportamiento agresivo contra el sistema democrático de Antauro Humala? Y, finalmente ¿hubo o no hubo apoyo político del más alto nivel para conformar una megacomisión de investigación contra el gobierno de Alan García?

Los culebrones como el que protagoniza Omar Chehade suelen ser muy efectivos para distraernos de estos temas. Y eso lo saben los asesores brasileños. A esta altura no interesa si el señor Chehade renuncia o no, si pide licencia o no, pues él, lamentablemente, ya se encuentra deslegitimado para reemplazar en determinada circunstancia al presidente. Ahora el problema es de otra índole y tiene que ver con que en qué medida su drama y agonía es funcional para distraernos de la discusión de un tema fundamental como es, y debe ser, la lucha contra la corrupción, de la cual el gobierno del presidente Humala tiene mucho que explicar.

Ing. Juan Sheput

(*) Columna publicada hoy en Diario 16

1 comentario:

Anónimo dijo...

EL COMENTARIO QUE HARÉ SOBRE EL TEMA ESTARÁ ORIENTADO NO AL CULEBRÓN, SINO A LA FORMA COMO OLLANTA ESTA DEJANDO ENTREVER QUE SU GOBIERNO ES MAS DE LO MISMO.

PARECE QUE AL PRESIDENTE HUMALA, LE ESTA FALTANDO UN EQUIPO PROFESIONAL DE CONFIANZA QUE LE PERMITA ASUMIR CON PRESTANCIA, SOLVENCIA Y LIDERAZGO TODAS SUS PROPUESTAS ELECTORALES.

SE LE VE QUE TIENE MUY BUENAS INTENCIONES, PERO SI NO EXISTE UN CONTROL, Y UNA CAPACIDAD PARA VERIFICAR Y SUPERVISAR LOS OBJETIVOS TRAZADOS, A TRAVÉS DE CUMPLIMIENTO DE METAS, DIVAGARA SOLAMENTE EN MUY BUENAS INTENCIONES.

LA ADMINISTRACIÓN PUBLICA ES UN PAQUIDERMO CONFORMADO POR PERSONAS SIN ANIMO DE SUPERACIÓN, Y MENOS DE COLABORACIÓN PARA MEJORAR SU SISTEMA, SOLO LES INTERESA ENTRAR A LAS 0830 Y SALIR A LAS 1700, PARA LUEGO RECIBIR SU SUELDO.

NI QUE DECIR DEL PERSONAL QUE NO ES NOMBRADO, EN SU MAYORÍA LLEGAN A LLENARSE LOS BOLSILLOS Y QUE LOS LLEVE LA CORRIENTE.

POR QUE COMENTO ESTO?,

PORQUE OLLANTA HA HECHO UNA MEZCOLANZA DE GÉNEROS EN SU GOBIERNO, QUE NO LE PERMITE ELEGIR EL RUMBO CORRECTO PARA INYECTAR ACTITUD AL ESTADO, E IMPULSAR ACCIONES PARA CONCRETAR SUS PROMESAS, DIRIGIENDO OPTIMAMENTE SUS HUESTES.

EL LÍDER TIENE QUE SABER COMO DIRIGIR A SUS HUESTES, PERO PARA ELLO TIENE QUE SABER COMO PIENSA, Y QUE POTENCIALIDADES TIENE CADA UNA.

SI LOS QUIERO DIRIGIR DE BUENAS A PRIMERA SIN CONOCERLOS SUCEDE ESTO, POR LO PRONTO EL INCUMPLIMIENTO DE LAS METAS EN LOS ASPECTOS DE CORRUPCIÓN QUE USTED A TOCADO, LUEGO PODRÁN VENIR MAYORES DESAZONES EN OTRAS ÁREAS.

EXISTE UN REFRÁN QUE DICE:

"MAS VALE UN LEÓN LIDERANDO UNA LEGIÓN DE OVEJAS, QUE UNA OVEJA LIDERANDO UNA LEGIÓN DE LEONES".

PARA EL PRESENTE CASO YO DIJERA:

"QUE MAS VALE UNA OVEJA LIDERANDO A UNA LEGIÓN DE LEONES, PERO QUE LA OVEJA LOS CONOZCA BIEN PARA PODER COMANDARLOS".

SALUDOS

FRANCISCO TORRES