Loading...

Google+ Followers

miércoles, 27 de julio de 2011

Expectativas empresariales se deterioraron en Junio

Si bien es cierto en el mes de Junio aún no se conocía la conformación del nuevo gabinete, no se puede dejar de tomar en cuenta esta importante noticia que trae Correo. Las expectativas empresariales cuando positivas, favorecen la inversión y generan un clima de confianza. Si ello se anula o decrece puede sobrevenir un peligroso enfriamiento de la economía y, eventualmente, una recesión. Por eso es un signo a tomar en cuenta, un desafío de la próxima administración.


La palabra clave en este momento es confianza y es la que menos está brindando el nuevo presidente Ollanta Humala. Pues de otro modo no se entendería que las expectativas empresariales sigan cayendo. La Encuesta de Expectativas Macroeconómicas del BCR revela que durante junio se deterioraron las expectativas, para los próximos tres meses, de las empresas.



El mayor impacto se sintió, según el informe del BCR, en las ventas de sectores y empleo, que registraron descensos respecto a mayo.

El índice de expectativa de la economía a tres meses se mantuvo en el tramo negativo con 47 puntos (el tramo negativo se sitúa por debajo de los 50 puntos) y los sectores minería e hidrocarburos, agro y pesca, y servicios, registraron el mayor deterioro, según la encuesta.



La misma que se realiza en base a una muestra representativa de empresas de diversos sectores económicos del país en la segunda quincena de junio.



En junio, el índice de expectativas de ventas de los sectores a tres meses retrocedió tres puntos, ubicándose así en el tramo negativo (49 puntos). Los sectores con mayor deterioro en sus expectativas son minería e hidrocarburos, construcción y servicios. Bajo este contexto, las perspectivas respecto a la demanda futura que esperan las empresas se vieron afectadas con una caída en su índice, aunque sin llegar al tramo negativo (52 puntos).



En tanto, el índice de expectativas de empleo a tres meses retrocedió dos puntos en mayo alcanzando 51 puntos, nivel similar al de abril.

Los sectores con un mayor deterioro en sus expectativas de contratación de personal son construcción y servicios.Asimismo, el índice de órdenes de compra retrocedió en junio en tres puntos, ubicándose en el tramo negativo donde predomina el número de empresas que registraron un descenso en sus pedidos.



Las ramas manufactureras que tuvieron menores órdenes de compra son textiles, maquinaria eléctrica y minerales no metálicos.