Loading...

Google+ Followers

jueves, 12 de agosto de 2010

¿Una campaña piloto para las presidenciales?

Un piloto, es una suerte de ensayo respecto a un evento o situación futura. Cuando vemos lo que viene sucediendo en la actual campaña municipal pareciera que diversos actores, interesados en influenciar en los votantes, están haciendo una suerte de piloto,para ajustar así las clavijas, para que la maquinaria de destrucción de candidatos funcione mejor para la campaña presidencial del próximo año. Veamos qué señales encontramos sobre el particular:
1. Opiniones en algunos medios escritos, con mentiras o medias verdades, tergiversaciones o simplemente difamaciones, en contra de determinados candidatos.
2. Cómicos en la televisión, que se sienten muy influyentes, y que pretenden, con sus chanzas o denuncias orientar a la opinión pública.
3. Movilización del partido de gobierno, con gobernadores, maquinaria electoral, medios de comunicación amigos, programas sociales, en favor de un candidato, en este caso Alex Kouri.
4. Uso de leguleyadas en el Jurado Nacional de Elecciones, con tachas presentadas por ciudadanos que, de repente, se sienten motivados a presentar descalificaciones contra algunos candidatos.
Sobre el apoyo del Apra a Alex Kouri es lamentable como este partido se pone del lado del amigo de Vladimiro Montesinos. Aunque viéndolo bien, el Apra también tiene una relación estrecha con el fujimontesinismo, al igual que Alex Kouri. Primero le evitó recolectar firmas, ya que el Congreso dominado por Montesinos cambió la Ley para que el Apra no perdiera su inscripción electoral. Segundo, cuando Secretario General, Agustín Mantilla visitó a Vladimiro Montesinos y recibió dinero de él, según el mismo Mantilla por "órdenes superiores". Tercero, el Apra tiene como aliado al fujimontesinismo en el Congreso y evitó, hasta donde pudo, la extradición de Kenya Fujimori.
Un punto aparte, que es necesario tomar en cuenta pues puede terminar en una escalada de violencia, son los asesinatos de candidatos.Los casos de Huánuco y Ancash están siendo tomados a la ligera tanto por la prensa como por el Ministerio del Interior (leáse gobierno) y esto puede traer consecuencias nefastas.