Loading...

Google+ Followers

lunes, 16 de marzo de 2009

Un error llamado Decreto de Urgencia 035-2009

De por sí es un grave problema tener un presidente que se considera iluminado y dueño absoluto de la verdad. Pero es mayor el problema cuando lo rodean funcionarios sin el talante para decirle la realidad. Es el caso de nuestro país, el Perú, donde el voluntarismo de Alan García no encuentra límites ni en su gabinete ni en el Congreso de la República, que para efectos prácticos ha claudicado de su función de controlar y fiscalizar.
El gobierno de García insiste en el gasto por el gasto. Ha dado para ello el decreto de Urgencia No. 035-2009 que faculta a las regiones a gastar. No entiende lo que significa el control de calidad de los proyectos de inversión. A pesar que en el Mundo, que está en plena crisis, los controles no se han debilitado sino mas bien fortalecidos, en nuestro país, Perú, simplemente no existe control para el gasto público, en ninguno de los niveles del Estado: ejecutivo, regional, municipal.
Así el Perú está a mitad de un nuevo quinquenio perdido. No que se podría perder, ya está perdido. El Perú se ha hinchado económicamente sobre la base de exportaciones sin valor agregado que tienden a disminuir. Con los ingresos obtenidos no se ha sido capaz de crear nueva infraestructura ni mantener la vigente y mucho menos forjar un real capital humano a corto y largo plazo. Hay muchos anuncios y apariencia y pocos resultados concretos. Y por otra parte es iluso pensar que 1,000 millones de dólares de un plan anticrisis desperdiciado en faenones y obras a nivel nacional, muchas de ellas en manos de la corrupción, van a compensar 7,000 millones menos de exportaciones; 1,500 millones menos de remesas y un déficit en la recaudación fiscal.
Lamento decir que es impresionante el actual nivel de mediocridad, con un presidente que juega al anuncio y a la inauguración. Con un consumismo que nos está llevando a comprarnos todos los boletos para una crisis de polendas durante el próximo semestre y el año que viene.
Pero nada de eso importa a Alan García. El populismo simplemente no cree en el futuro.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Lo que debieron hacer los del congreso es que el estado le agencie profesionales idóneos de las entidades públicas para que presenten y/o ejecuten proyectos a las Regiones. Pero como al loco le gusta el faenon, estamos como en el conflicto con Ecuador en que a Vladi y Fujimori mas les interesaba la cutra que la seguridad nacional. Ahora nos pasa algo parecido con Chile y nos entretendran para que no nos demos cuenta del faenon y quizas nos hagan perder territorio a la par de sus iguales en corrupcion..

Anónimo dijo...

Eso de que la mayoría de los gobiernos regionales esta dirigido mayormente por "movimientos independientes" me despierta gran sospecha. Son las personas idóneas para hacer pésimas gestiones, corrupcion, etc; y los partidos que conocemos estaran limpios de crítica. Bueno asi esta la cosa, que haya un par de empresas extranjeras medianas en cada region serán suficientes para manejarlos a su antojo.
Espero que no se este diversificando el faenon.

Luis Enrique dijo...

Señor Sheput:

Usted sabe que,para un político, lo importante no es lo necesario ni lo urgente para el país sino su perpetuación en el poder. Esa es la lógica que se maneja.

En este caso es obvio que, como dice el refrán, no hay puntada sin hilo. El señor García podrá tener muchos defectos pero tiene también grandes virtudes, y una de ellas es el conocer la ideosincracia del pueblo peruano.

El tipo de populismo que él domina y practica siempre ha funcionado, y es lo que le permite salir airoso a pesar de haber sido el peor presidente de la historia (85-90) y el autor del período más corrupto del Perú (creó a Fujimori quien a su vez levantó a Montesinos).

¿No cree usted que con esto se demuestra lo astuto que es? En el fútbol es algo muy común que, cuando el mejor equipo menosprecia al débil, éste último termina ganándole el partido. Del mismo modo, restarle méritos y capacidades a Alan García es un error, y yo diría que peligroso, porque éste es un monstruo con más años de vida, es más sabio ahora que diablo.

Pienso que, desgraciadamente, él sí sabe lo que hace y lo hace cada vez mejor, por eso es que es urgente una renovación integral, profunda, de la clase política del país. Solo almas puras, que nieguen de plano las tácticas comunes de la actual política, pueden ser la únicas que derroten a estos genios de la corrupción del poder.

Pero... ¿dónde estarán? Creo que usted, que lidera uno de los blogs más leídos y respetados del hiperespacio, podría ser uno de los llamados a esta convocatoria. Usted tendría que hallar la fórmula para sacar a la gente buena de la comodidad de su casa, de la tranquilidad de su vida individualista y convencerlos que no es viviendo bien para ellos como las cosas van a mejorar.

Una vez le pregunté a un antiguo profesor de colegio por qué ninguno de nosotros habíamos llegado a la política, teniendo muchos sobradas condiciones para hacerlo bien. Su respuesta fue más que aleccionadora: "Porque a ustedes se les ha enseñado cómo vivir bien para ustedes mismos, y no para los demás. Por eso son todos destacados profesionales privados que no se meten en problemas públicos".

Muchas gracias.

Marco Otoya dijo...

El nivel de desinformacion e ignorancia que existe sobre el tema de la relacion con Chile, llamese TLC, demanda maritima, o relaciones comerciales en el largo plazo es de temer. Garcia y su camarilla continuan haciendo una excelente labor en mantener a la poblacion 'a oscuras'.
No puedo sino rechazar las afirmaciones de Luis Enrique. Yo creo que las supuestas 'virtudes', son mas bien vicios y senales de inmadurez, incongruencia, unetica. Esto no es gratutito. Garcia no deberia haber llegado a la presidencia del pais in ningun caso. Su integridad y estabilidad mental no pueden ser afirmados.

Maria Vallejos dijo...

Después de ser testigo de promesas que no se cumplen tanto en las gestiones presidenciales y municipales por la demora en la ejecución de obras, creo que esta sería una excelente idea para agilizar todo y sobre todo, para que los que prometen cosas al pueblo las cumplan dentro de sus respectivos periodos de gobierno…