Loading...

Google+ Followers

lunes, 23 de febrero de 2009

El amarillismo mediático

Continúa en el mundo civilizado la autocrítica de medios de comunicación. Ictericia mediática, esa extraña enfermedad que pone amarillas a todas las noticias es el título que ha otorgado a un pequeño pero notable artículo el periodista español Ignacio Camacho. Se inscribe en la lógica de frivolidad y amarillismo en las noticias de las que escribe Mario Vargas Llosa en la Civilización del Espectáculo.
No es exageración. En efecto hay una invasión de generalidades, frivolidades, amarillismo, en las declaraciones, en las fotografías, en las noticias. Todo eso nos está llevando a honduras de la cual va a ser difícil salir.

2 comentarios:

Jhony Huaman Tomanguilla dijo...

Es justificable porque el APRA llegó al poder, porqué Fujimori, Unión por el Perú siguen teniendo vigencia, porque recogen o son muestra de esa pobre imagen y sentimentalismo frívolo de un buen sector de nuestra población peruana.
Es justificable porque una contralora entrega títulos falsos y Rafael Rey Rey se acomada al poder cuando le viene en gana y sigue teniendo vigencia.
Esto demuestra la subcultura e ignorancia de un sector de la población peruana representada por estos señores. Pero creo que con una evolución educacional de nuestra población pasarán a formar parte de la historia negra del Perú. Por eso al poder mediático y a la clase política demagógica y mediocre no les conviene una buena educación en nuestro país.

Luis Enrique dijo...

Señor Sheput:

Lo interesante es que Alan sabe lo que le pasó a Leguía en el 30. Pero parece que él está muy confiado en que el pueblo peruano de hoy tiene una correa lo suficientemente larga y flexible como para aguantar todo, incluso hasta la más grande crisis de la historia. Apuesto a que esa es la carta bajo la manga del señor García y quizá no se equivoque.

Recordemos que el pueblo del Perú fue el último en aceptar, a la fuerza, la independencia. Si por el pueblo peruano fuera podría llegar hasta la más grande humillación pero no se quejaría y lo soportaría a regañadientes.

Sufre, peruano, sufre. Aprovecha, Alan, aprovecha.

Muchas gracias.