Loading...

Google+ Followers

jueves, 1 de abril de 2010

Los bloggers y su influencia: La Moda se Viste de Blog

El siguiente artículo tiene que ver con la influencia de los blogguers o blogueros en el mundo de la moda. Pero puede extenderse a cualquier tipo de sector sin ningún problema. Indica el artículo que los blogueros pueden influenciar en gustos y costumbres, que su trabajo es desinteresado y que por ello le da un toque de imparcialidad que los convierte en interesantes. Es cierto. Los blogs están influenciando cada vez más, es una realidad que no se puede ni debe subestimar y que por tanto es un fenómeno que se toma muy en serio.

El siguiente artículo salió en el gran diario ABC de España y lo reproducimos por considerarlo de gran interés:

La moda se viste de blog
Hablamos con editoras de moda, diseñadores y «bloggers», cada vez más influyentes a la hora de marcar tendencias
Disminuir tamaño del textoAumentar tamaño del texto The first «blogger»
Por Ana Ureña
Puedo recordar con bastante claridad, dos momentos claves de mi vida, relacionados con internet. En uno, me equivoqué de pleno y el otro, hizo historia.
El primero fue cuando trabajaba en la revista Tatler de Condé Nast en Londres y le dije a la directora de moda, Natalie Massenet: “nadie va a comprar ropa online, eso no funcionará nunca.” Natalie Massenet más tarde creó lo que hoy conocemos como net-a-porter.com, valorado en 350 millones de libras. Ella acaba de vender su porcentaje al grupo Richemont por 50 millones de libras.
El segundo fue en el invierno del año 2000, justo después de haber pasado el susto de que nuestros ordenadores y faxes iban a explotar o algo parecido, con todo el tema del cambio de siglo. Por aquel entonces trabajaba en el periódico inglés The Times y había un pequeño departamento que todo el mundo ninguneaba porque no trabajaban sobre papel… era el departamento de “nuevos proyectos” y llevaban el desarrollo de la página web del periódico que llamaron Timesonline.com.
Ellos querían generar contenidos propios, pero ninguna de las grandes firmas del periódico quería implicarse. ¿Conclusión? Que ahí acabe yo, porque era la ‘junior’ de la redacción. Me dieron una columna que sólo se publicaba online, se llamaba “The girl’s got to have it” (La chica lo necesita ya) y que hoy hubiéramos definido como ‘blog’. ¿Y sobre qué trataba? Moda y belleza. Lo que leen. Uno de los primeros blogs de un periódico internacional, era mío, y yo sin saberlo. Así que diez años más tarde me autoproclamo “the first blogger” (lo digo en inglés, porque era para un medio anglosajón). Y aunque ya no haya ni rastro de él en internet, os dejo con una página que imprimí en su día para mis recortes, donde lo podéis ver.
¿Próxima parada? Hacerlo otra vez y mejor para abc.es, y a ser posible, que sea optimizado para verlo en el iPad, y más tarde en tres dimensiones… no me vuelvo a equivocar, ni a quedar corta.
«La moda está viva en la red.» Bajo este lema el Museo del Traje de Madrid dedica dos días (23 y 24 de abril) a las Jornadas de Blogs de Moda. Y es que la moda ha conquistado el infinito espacio de Internet. De pronto lo que dice Scott Schuman desde The Sartorialist (considerado uno de los 100 más influyentes en el mundo de la moda, según la revista Time) va a misa y surgen extraños fenómenos como el de Tavi Gevinson, una blogger de 13 años en la primera fila de los desfiles más importantes. Esta misma semana, Vogue París hacía en su web un recorrido al mundo en 45 blogs (incluidos tres españoles, My Daily Style, El Fashionista y Miss At la Playa). Es la profesión (no profesional) de moda. ¿Qué es todo esto del fenómeno «fashion-blog»?
«Bloggers» de primera fila

La pasada edición de la pasarela Cibeles tuvo un ingrediente muy especial: por primera vez, los «bloggers» estaban invitados, igual que los periodistas. Ello provocó la ilusión de estos «aficionados» y la sorpresa de más de un periodista especializado. «¿Por qué no van a estar acreditados?», dice la diseñadora Ana Locking, que participa mañana en las Jornadas. «Su interés por lo que sucedía en la pasarela era igual o en muchos casos mayor que el de otros, y además hacen un trabajo no remunerado, lo que les da una credibilidad y un derecho bastante importante.»
Para Ana Locking el fenómeno «blogger» es «la fórmula perfecta de expresar la propia identidad, al igual que en los 70 surge el 'grafitti' como necesidad de pasar del anonimato al espacio público».
Del «fenómeno Zara» a la «revolución Blogger»

Las revistas «icono» han picado el anzuelo y la clave del éxito de estos blogs parece estar en la libertad que ofrecen. Vogue.es lleva 10 años online y su nueva web apuesta más que nunca por este fenómeno. «El mejor ejemplo del carácter democratizador de la web», dice María Jiménez, jefa de contenidos de Vogue.es. Un blog «aporta opiniones y conocimientos personales, frescos e independientes», resalta.
Vamos, que primero llegó el «fenómeno Zara», que cambió nuestra forma de comprar ropa, y ahora llega una nueva revolución de consumir y ofrecer información sobre moda. Consigue «quitarle cierto halo elitista y cubrirla de emociones», opina Patricia Cantalejo, redactora jefe de Marie Claire. Al fin y al cabo, «es moda en la calle…», añade.
Mercedes Urrea, directora de Hola.com, y «adicta» confesa a los blogs de su web (alberga casi 40 de diferentes temas, como los de Fiona Ferrer y María León) comparte la visión de libertad que ofrecen y destaca que el blog «es más un diario personal» en el que «el 'blogger' retrata y escribe únicamente de lo que le apetece».
¿Pero cómo se relacionan medios y «bloggers»? «Las publicaciones de moda no podemos negarles su clara vocación de 'coolhunters' (cazadores de tendencias)», reconoce Patricia Cantalejo. María Jiménez saca de ellos «inspiración, ideas y lecciones» para el día a día. Y además acerca a las editoras de moda a los lectores: «Es un termómetro innegable para saber qué le interesa al público en cada momento», apunta Patricia Cantalejo.
¿Qué tiene un «blogger» que no tenga un periodista? «Su trabajo es mucho más personal que el de un periodista», apunta Mercedes Urrea. «Se han adelantado, han sabido ver que las tendencias estaban en la calle, han entendido las opciones que daba la red antes que en las redacciones, han enseñado un nuevo modo de comunicar más personal, menos formal, más cercano y directo», rceonoce.
¿Rivalidad? No. Cada uno tiene su sitio. María Jiménez señala que la diferencia no la marca la persona, «sino el medio en el que escribe». Cada uno cuenta con recursos y libertades diferentes.
Nada de temores. «Los blogs no son periodismo ni deben obsesionarse por serlo. Dan una visión personal en primera persona del mundo. De hecho, cuando están integrados en las redacciones, pierden esa percepción y, por tanto, su influencia», destaca Patricia Cantalejo.
El «boom» de los «fashion-blogs» en España

Este «boom» tiene su máxima expresión en nuestro país en Fashionisima.es. O lo que es lo mismo, Ariadna Ferret, una chica de 29 años apasionada por la moda. El suyo es uno de los más influyentes de nuestra blogosfera «fashion». Recibe más de 100.000 visitantes únicos al mes y supera las 300.000 páginas vistas mensuales. Ariadna se pasa el día buceando en el ciberespacio en busca de inspiración.
«Creo que la clave en los blogs es el interés personal: no estamos sujetos a compromisos, sino a nuestros gustos», sostiene. Nada de compromisos más allá de la estética propia. Una seña que comparte con otra bloguera y asesora de imagen, Adriana de Icaza, de Making Icons, la de la «opinión independiente».
De los blogs más conocidos surgen auténticas celebridades, las «net celebrities», (un nuevo «establishment» en la moda online), como Gala González, de Am Lul, protagonista de innumerables editoriales de moda y diseñadora de una línea en la firma de su tío, Adolfo Domínguez.
También hay celebridades «convertidas» en «bloggers». Es el caso de Fiona Ferrer, responsable de la agencia de modelos 'Elite' en España, que tiene el suyo (con casi 100.000 visitas al mes) en Hola.com. Desde allí cuenta sus experiencias en moda, viajes y belleza, con naturalidad e ironía.«Sin duda es una buena herramienta de comunicación», apunta.
Con ser diferente no es suficiente. Lo sabe bien Teresa de la Cierva, experta en belleza de ABC y bloggera a través de La Polvera. Su gran éxito es el de ser «prescriptora; en el blog no recomiendo nada que no haya probado, solo hablo de lo que realmente me ha impresionado o llamado la atención, de una forma completamente libre». Eso se plasma en la fidelidad de sus lectores y en la comunidad que crea: «Nos conocemos todos... aunque solo por la web. Se comentan unos a otros, me hacen consultas y les respondo personalmente».
¿Amor al arte o marketing?

Algunos ya vislumbran las posibilidades del blog de moda como herramienta de marketing. Es el caso de las hermanas Nicolás. Beatriz es propietaria de dos de las tiendas más «in» de Madrid (Yube y Benny Room) y no solo tiene su propio espacio en la red, sino que ahora las tiendas también gestionan sus propios blogs, los actualizan cada dia con las colecciones nuevas, o con fotos de «celebrities» llevando un bolso que tienen en la tienda. «Es un escaparate internacional para mis tiendas» dice Beatriz Nicolás.«Ya no solo estamos en una calle sino en el mundo», celebra.
Su hermana Patricia, muy vinculada al mundo de la moda, quería promocionar su marca de joyería y se ha convertido en un referente de estilo. «Lo más importante es ofrecer algo diferente, ese punto personal que te diferencia», dice. Habla de sus descubrimientos sartorialistas, de las fiestas a las que va y va a introducir «fashion films». Una vida trepidante en el mundo del arte, la fotografía y la moda.
Y por ello infinitud de adolescentes sueñan hoy con ser «bloggers» de primera.